Facebook
Instagram
YouTube
Drone Stories

redes

Facebook
Instagram
YouTube
Drone Stories




Drone Stories: Los ecos del Batán

CompartirShare on FacebookTweet about this on TwitterEmail this to someonePrint this page

Este lugar fue construido alrededor del batán, aquella manta que dio color a una época y que ahora es un recuerdo nostálgico.

Estes es el viaje por el cielo de San Sebastián.

Hubo un tiempo en el que las encorvadas espaldas de sus artesanos convirtieron al pueblo en la capital del comercio. Ahora, algunos cuerpos cansados siguen tocando la sinfonía que forman la garrucha, lanzaderas, peine, cálculas y cañones, componentes del telar que ahora está apagándose.

Los ecos del Batán dieron origen al gentilicio que ahora presumen sus habitantes, los Batanecos, protegidos por un santo mártir.
4 calles forman el casco urbano de San Sebastián, mismo número de sus barrios: El Tránsito, Guadalupe (parte de este se conoce como la cuche), San José y el más largo San Antonio.

Una ciudad que finaliza con el cementerio, dando paso a la vegetación que alcanzaba hasta donde se podía ver. Verde que por momentos interrumpe la aritmética de los tejados, dando un respiro para el sofocante calor que suele cubrir los días.

Décadas atrás sus habitantes más jóvenes dieron el paso hacia Estados Unidos, rompiendo la cadena de vidas agrícolas, algo que ha provocado que los cerros aledaños permanezcan ociosos.

Aquel lugar que comparte el parque central con su mercado, reflejo de la importancia de la actividad comercial. Ventas cubiertas por plásticos negros en las que todavía se ofrecen arcoiris de telas, esculpidas con el sudor de los más antiguos, defensores de un eco que aún resuena en la distancia.

(Visited 447 times, 1 visits today)
CompartirShare on FacebookTweet about this on TwitterEmail this to someonePrint this page

Deja un comentario

*